La rehabilitación de la plaza del Conde de Alhaurín de la Torre se licitará en 2022

El alcalde anuncia que en 2022 se licitará la rehabilitación del edificio de la plaza del Conde

El histórico inmueble data del siglo XVI y fue reconstruido en el XVIII. Su recuperación integral costará 2 millones de €

Será la futura sede del Museo Andaluz de la Educación y cuadruplicará la superficie que ahora ocupa provisionalmente

(Prensa Ayto Alh Torre) El alcalde, Joaquín Villanova, ha avanzado que el Presupuesto Municipal de 2022 contará con una importante partida económica para financiar parte del proyecto de ejecución para la rehabilitación del edificio de la plaza del Conde, en pleno Barrio Viejo. Así lo ha adelantado durante una visita, esta semana, al histórico inmueble, que data del siglo XVI y es, sin duda, el más antiguo de cuantos se conservan en la localidad. El regidor, acompañado por el concejal de Patrimonio Histórico-Artístico, Manuel López, pudo conocer in situ los trabajos arqueológicos que se han llevado a cabo en los últimos meses, con distintas sondeos realizados por la empresa Arqueosur, y que ha revelado hallazgos muy interesantes.

Villanova considera “fundamental” acelerar la recuperación integral del edificio, que se encuentra muy deteriorado por el largo abandono y con algunas zonas en muy malas condiciones de conservación, si bien la estructura principal no corre peligro. Para ello, anuncia que dará prioridad a la redacción del proyecto básico y de ejecución y su inmediata licitación, en cuanto entre en vigor el Presupuesto del año próximo. El primer edil calcula que estas obras sumarán un coste aproximado de dos millones de euros. Una vez rehabilitado el interior del inmueble y todo el patio trasero, podrá hacerse realidad el traslado del Museo Andaluz de la Educación (MAE), ya con carácter definitivo, y abandonar así la sede provisional de la calle Ermita, donde estaba la antigua Biblioteca Pública ‘Antonio Garrido Moraga’.

La casa de la plaza del Conde, además del cuerpo principal, cuenta con un patio trasero que podría llegar a sumar hasta 700 metros cuadrados adicionales. El nuevo espacio museístico, por tanto, llegará a cuadruplicar la capacidad del actual MAE, lo que permitirá albergar todas las colecciones actuales y las donaciones particulares que van llegando para aumentar el patrimonio, casi hasta llegar al límite. “Será un importante relanzamiento de la capacidad expositiva y un empuje a su labor pedagógica, tal como querían sus donantes, Jesús Asensi y José Antonio Mañas, con quienes nos comprometimos en su día a facilitar un emplazamiento en un edificio noble y céntrico de la ciudad”.

La futura rehabilitación del inmueble, además, permitirá dinamizar y poner en valor el casco histórico y revitalizar la zona como espacio ciudadano vivo, además de potenciar la oferta museística, cultural y de fomento de la investigación en Alhaurín de la Torre: MAE, Centro Sesmero y Museo de la Ciencia, que está en ciernes.

Villanova asegura que, en primer lugar, se suprimirá el transformador eléctrico situado en un costado de la construcción, a fin de habilitar, en su momento, una entrada lateral al museo desde el propio Mirador de Bellavista, junto al parque municipal, desde donde existen unas inmejorables vistas.
Por su parte, el director de la intervención arqueológica, Pedro Jesús Sánchez, comentó que ya existían evidencias de importantes huellas del pasado en el edificio, gracias a unas excavaciones anteriores del arqueólogo local José Antonio Santamaría. Así, tras dos sondeos, se ha descubierto que la casa original tenía tres plantas y que en el siglo XVIII se rehabilitó, dejando baldía la planta baja. Han aparecido restos de columnas y piedras y, además, la puerta de entrada sigue siendo la primigenia. En el proyecto de ejecución se especificará y definirá la convivencia entre la futura remodelación del interior y su convivencia con los elementos históricos descubiertos.